Salvaguardar comercio y aduanas del mundo ante el Covid-19 · THE LOGISTICS WORLD | Conéctate e inspírate.

Salvaguardar comercio y aduanas del mundo ante el Covid-19

 |   mayo 29, 2020

...

Organizaciones mundiales y las economías de los países ya toman medidas para reducir el impacto de la crisis de coronavirus de Covid-19. Por ejemplo, el Fondo Monetario Internacional puso a disposición un financiamiento de emergencia de 50 mil millones de dólares de desembolso rápido para ayudar a los países afectados por la pandemia.
Debido al rápido contagio del virus, actuar puede contribuir a garantizar que los sistemas sanitarios de los países, inclusive aquellos con una capacidad limitada, no se vean desbordados.
El impacto económico por la desaceleración económica de China y, especialmente por las medidas de contención de la propagación del coronavirus, dependerá de qué tan rápido se contenga el brote, pero al momento, las cadenas de suministro han recibido golpes importantes. 
Las importaciones de partes y componentes electrónicos, autopartes, farmacéuticos y textiles son los rubros más afectados, pero también se han presentado disrupciones en las logísticas latinoamericanas. El tráfico de mercancías se ha visto afectado lo mismo que el tráfico de pasajeros.
Los gobiernos deben proteger a la gente del impacto económico de esta crisis sanitaria mundial. Está el caso de Estados Unidos, que presentó un amplio programa de estímulos que serán presentados al Congreso con la finalidad de apoyar a los sectores productivos, financieros, fiscales y administrativos.
Asimismo, otros gobiernos también están implementando medidas fiscales extraordinarias por la epidemia. Tal es el caso de China, que emitió una serie de medidas fiscales preferenciales en áreas e industrias clave. Se ha fijado como fecha de entrada en vigor de estas medidas retroactivamente al 1 de enero de 2020.
Otros países, principalmente de Asia y Europa, han implementado políticas emergentes para disminuir el impacto de la crisis, estableciendo medidas de alivio tributario frente al pago de impuestos, generando créditos bancarios para pago de alquileres, posponiendo pagos de agua, luz y gas. De hecho, el Fondo Monetario Internacional menciona que algunos países están ofreciendo subsidios salariales a las personas y las empresas para ayudar a contener el contagio, entre otras.
España es un ejemplo: en su intención de disminuir el impacto, publicó en el Boletín Oficial del Estado la aprobación para que pequeñas y medianas empresas y profesionistas autónomos puedan aplazar hasta el 30 de mayo hasta 30 mil euros en el pago de impuestos durante seis meses.
      Embed

Es pronto para saber con certeza el impacto de esta pandemia, pero expertos señalan que habrá impactos fuertes particularmente entre los  exportadores de commodities, así como efectos en el mediano plazo relacionados con la desaceleración de China y la economía mundial: un análisis temprano de riesgos apunta a una baja en línea con la dinámica de difusión de la pandemia.
Impacto del Covid-19 en México
Según la Conferencia de las Naciones Unidas sobre Comercio y Desarrollo (Unctad, por sus siglas en inglés), México será la octava economía más afectada por la afectación de las cadenas de suministro alrededor del mundo por el nuevo coronavirus, poniendo a la economía mexicana en una situación más complicada a como estaba.
El ejemplo más evidente que podemos considerar es la falta de suministros chinos, que afectará de primera mano la producción manufacturera. La Unctad estima que el impacto podría alcanzar los mil 300 millones de dólares de las exportaciones mexicanas, y serían las industrias globalizadas las más vulnerables: automotriz, eléctrico-electrónico, farmacéutico, aeroespacial y equipo médico. 
Una encuesta hecha por el Consejo Nacional de la Industria Maquiladora y Manufacturera de Exportación (Index), reveló que 45% de sus fábricas ya enfrenta la falta de suministros chinos, la más afectada es la de componentes eléctricos. Además, al menos una docena paró sus líneas de producción.
Es estrictamente necesario crear un plan de continuidad de las operaciones de comercio exterior. Las autoridades tributarias deben suministrar servicios a los ciudadanos, contribuyentes e importadores en caso de contagio generalizado, apoyándose lo máximo posible en medios electrónicos, tal es el caso de la Ventanilla Única de Comercio Exterior Mexicana (Vucem). Por ejemplo, en Estados Unidos, la Agencia Federal para la Gestión de Emergencias coordina la continuidad de las operaciones y actividades del gobierno federal.
También, en un contexto de recesión global, una posible desaceleración de la economía de Estados Unidos sería devastador para las industrias exportadoras y las familias mexicanas debido, en primer lugar, a que 80% de las exportaciones de nuestro país van al mercado estadounidense: recordemos que actualmente tiene el título de principal socio comercial de la unión americana. En segundo lugar, la caída en las remesas de Estados Unidos a México afectaría a la principal fuente de ingresos para muchas familias mexicanas.
Sumado al panorama de escasez de materias primas y recursos, existe otra variable adicional de presión al sector exportador: el cierre de la frontera con Estados Unidos con la intención de contener la pandemia.
El Covid-19 también está afectando los ingresos por turismo, esta actividad se contraerá en tanto las medidas de distanciamiento social se prolonguen para contener la expansión de los casos de infección, y conforme más países establezcan restricciones a los viajes.
Sin embargo, los impactos a México llegaron por distintos flancos. Otro, por ejemplo, fue el que recibió debido al enfrentamiento entre la Organización de Países Exportadores de Petróleo y Rusia, que agregó mayor complejidad a la ya difícil situación de la economía mexicana: la caída de la mezcla mexicana de exportación con un diferencial negativo de 61% a lo presupuestado en el Presupuesto de 2020.
Las consecuencias de lo anterior son las contracciones de estimaciones de crecimiento de México que analistas de financieras y bancos han sido cada vez más frecuentes. Los países de América Latina ya tomaron medidas para proteger a sus ciudadanos de esta pandemia. 
De hecho, según “Tendencias Comerciales América Latina y el Caribe y el impacto potencial del Covid-19”, publicado por el Banco Interamericano de Desarrollo, en México y Centroamérica se experimentó una desaceleración con tasa de crecimiento todavía positiva, pero menor a la experimentada en 2018. La caída se debe al impacto de los precios del petróleo que disminuyó con respecto al año anterior, a la baja generalizada en los precios de minerales y productos agrícolas.  
No sólo bajaron los precios, sino que se estancaron los volúmenes de exportaciones, pero el reporte destaca que no se han incluido las variaciones que se puedan incorporar derivado de la crisis internacional por el coronavirus.
* Presidente del Corporativo TLC Asociados.

 

)


Notas relacionadas


Te podría interesar